lunes, 27 de enero de 2014

Cuando yo tenía cinco años, me maté (Howard Buten)

Cuando yo tenía cinco años, me maté (Howard Buten)
Editorial Blackie Books
190 páginas

Una carta de presentación impactante por su título, portada y en el culmen, su booktrailer. Este último inquieta cuánto menos. Burt, un niño de ocho años, protagoniza y ejecuta con su dedo índice y el pulgar una muerte metafórica. Tocando susceptibilidades. A mi bagaje de "niños malos" me remitía para ir de reticente con esta historia. Principalmente la cuestión era que me dan rabia los clichés en este sentido. Que-no-y-que-no-pienso-leerlo-hasta-que-alguien-diga-lo-contrario y ¡cómo no! vino ella con su poder de influencia en mis lecturas y lo leí. 

La historia versa sobre este niño, ingresado en un centro de internamiento infantil, que para más inri se llama La confianza. Casi parece de cachondeo porque en eso consiste gran parte. En adquirir esa cualidad que haga a Burt hablar sobre lo ocurrido, de algo terrible que le hizo a Jessica y en referencia a este hecho, pasamos la mayor parte del tiempo asomando a su vida. Padre, madre, hermano, cole y compañeros. En principio nada fuera de lo común.

El quid de la cuestión nos lo ofrece Howard Buten al narrar con verosimilitud la perspectiva de este chico. Un primera persona, un tono ajustado a su edad, de sencillez y mucha potencia. El grado exacto que nos permita oír su voz y ver con sus ojos, nos desafía incluso, a juzgarlo a tenor de su comportamiento pero también con la observación sabía del adulto...

Destacaría de esta lectura nuestra posición privilegiada de espectadores. Nos plantaremos ante opinión profesional e incluso, dentro de ese ámbito, veremos que no todas las visiones casan o los métodos para llegar a conectar con un niño, no son siempre los más "protocolarios". Y una vez reunida toda esta información nos vemos abocados a desvelar ese terrible acontecimiento.

Lo curioso es que llegados al punto álgido, a descubrir "que pasó con Jessica" nos deja el autor con cara de pasmarotes e incluso con un sabor agridulce, nos preguntamos ¿eso era? no se darán alharacas, ni grandes aspavientos para narrar el asunto sin embargo se nos hará inmenso. Básicamente Howard Butten crea en la historia una doble conciencia, dos visiones alternativas para demostrar que "la verdad" es un concepto tan subjetivo como la propia interpretación de los hechos. 

¿Es Burt un mal niño? ¿existen los niños con maldad de partida? ¿es terrible lo que sucedió? ¿qué sentido tiene? Estas, como tantas otras serán algunas de esas preguntas que nos dejarán divagando, cerrando este libro con la incredulidad del mundo adulto. Advirtiendo que no es una lectura cruda, ni desgarradora, se trata de una estupenda propuesta por su aparente ligereza narrativa combinada con la profundidad para interpretar lo leído. En definitiva, es un libro-puerta en el que no solo vale conocer la historia sino pensarla, rumiarla, compartirla y asimilar parte de nuestra función lectora.  

"Yo me quedé sentado en la cama. El tiempo pasaba y pasaba. Dentro de mí había algo que no andaba bien, lo notaba en el estómago y no sabía qué hacer. Así que me tumbé en el suelo. Estiré el índice y me lo llevé a la cabeza. Y doblé el pulgar. Y me maté."
Howard Buten (Cuando yo tenía cinco años, me maté)

83 comentarios:

  1. Con ese títuto es evidente que llama la atención. No No tiene mala pinta si dices que es ágil y además para reflexionar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es fácil de leer, ten en cuenta que narra un niño, además no es muy extenso. Sin contar grandes cosas es un libro que te deja pensando :)

      Eliminar
  2. Las historias con niños siempre impactan más.
    ¿Y tú qué opinas sobre si se nace con la maldad? Yo creo que se puede nacer con ella, pero la educación ayuda a aumentarla o sacarlos del lado oscuro;)
    Besitos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Supongo que porque nos ponemos en su nivel o nos enternecen o algo :) auqneu este no va de "pobrecito" ¿eh?
      Bueno, creo que los niños pueden ser temperamentales ¿malos? creo que son escasos los que digamos son patologías, en todo caso el contexto es decisivo, está claro (en ambos sentidos, para favorecer o no)
      Besitos

      Eliminar
  3. Título y portada ya eran un imán, mientras que la sinopsis eran también para mi un mar de dudas. Finalmente cayó, y ahí sigue en la estanteria, esperando su turno. A mi también me repatean los clichés en un mundo en que sobreabundan, pero lo que más me preocupaba era ese ponerse en el lugar del niño. Dar la voz a un niño, sea malo o bueno (que al final, niño es) siempre me ha parecido arriesgado y en pocos libros lo he visto conseguido (se me viena ahora "Mi hermana vive en la repisa de la chimenea). Si además el niño en cuestión tal vez, puede ser, no se sabe, de eso trata el libro, es malote de asustar pues más complicado me parece aún.

    Parece que hay acierto en reflejar el punto de vista del niño, no me queda claro si luego al final el globo se deshincha o simplemente cambia de color. Habrá que leerlo, pues para saber qué cara tengo de pasmarote (o no).

    Besos de no me acuerdo que hice yo con cinco años...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que quienes trabajamos con niños nos podemos sentir tentados y repelidos, por aquello de ¡a saber que me encuentro! En tus estantería y esperando la caída al prado, ya comentaremos llegada la hora :)

      Relata en un tono infantil un poco aséptico, es como si el niño casi ni sintiera, ni padeciera, solo en algún momento. Describe lo que sucede peor sin interpretarlo, eso se lo deja al lector como tarea. en ese sentido, me parece conseguido, además no cae en lo sentimental. Por eso crea cierta perplejidad en algún momento, una contrariedad. Te digo, llegado el momento pasmarote, me quedé algo fría. Entonces te das cuenta de que el juego, no era saber eso que esperas todo el libro, sino darle alguna vuelta más al asunto. La cuestión es ¿es malote? ya lo debatiremos...

      Besos de... ni yo me acuerdo pero era una buena chica :P igualita que ahora!



      Eliminar
  4. No te creas que el título me gusta. Pero esas reflexiones a las que nos invitas me hacen pensármelo. De momento lo dejo en la reserva.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Solo, como apunte, te diré que no es una lectura dura aunque lo parezca, ni sentimental. Es más de reflexión pero, como digo, yo también tuve mis reservas para leerlo :)
      Besos

      Eliminar
  5. Me lo apunto, aunque por ahora con reservas. Las historias con niños tienen sus peligros porque se terminan viendo el mundo siempre desde la perspectiva del adulto, pero nos cuentan que es la de los niños.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ese es precisamente el juego en este libro, desde donde mirar, desde el adulto que somos, los adultos que aparecen o la mirada de Burt. No tanto por la historia en sí, sino por ese equilibrio me ha parecido una historia interesante Mariuca.
      Besos

      Eliminar
  6. Este libro no termina de llamarme la atención aunque debo admitir que me has picado un poco más que otras reseñas que había leído anteriormente. Dejaré madurando la idea...
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿No? Pues un poco, me esperaba algo como el de Tenemos que hablar de Kevin (que aún no lo he leído pero me da respeto hacerlo) Madura la idea, entiendo las reticencias :)
      Un beso

      Eliminar
  7. Me dieron escalofríos al leer el título :S haha, saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. :) a mi también me daba un poco, incluso, de miedo la portada jejeje
      Saludos

      Eliminar
  8. Tenía y sigo teniendo mis dudas con este libro. Aunque nos cuentas que no se trata de una novela cruda ni desgarradora, habiendo un niño por medio mecuesta meterme en esta historia. Lo tengo en la reserva. Puede que al final me decida a hacerme esos planteamientos y puede que incluso me guste su lectura, pero ahora mismo no me apetece mucho. Te agradezco el punto de vista, porque antes ni me lo planteaba.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es cruda, de hecho, puede resultar incluso fría en algún momento. La finalidad no es conmover al lector, al menos a mi no me lo ha parecido, sino cuestionar sus juicios.
      Todo tiene su momento, si llega, bienvenido sea :) eso sí, llegado el caso, me cuentas que te parece.
      Besitos

      Eliminar
  9. Me lo apunto, me produce mucha curiosidad, besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy bien, apuntado queda entonces :)
      Un besote!

      Eliminar
  10. Este lo pise en mi carta a los Reyes pero no pudo ser....jajaja. Me apetece mucho este libro desde que lo vi!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mujer, con el arsenal que ha llegado a casa tampoco te puedes quejar :) tiempo al tiempo y si te llama, en algún momento caerá.
      Besotes

      Eliminar
  11. Tengo muchas ganas de leerlo, el título es muy sugerente y que tenga de narrador a ese niño me atrapa de entrada, me alegro que lo hayas disfrutado, saludos y gracias por la reseña.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Espero entonces que puedas leerlo, a mi me suelen llamar los narradores niños, aunque a veces me llevo algunos chascos. En este caso me parece una historia curiosa por aquello de que te deja más pensando que otra cosa.
      Un beso y gracias a ti por pasar

      Eliminar
  12. Me llama la atención el argumento, me recuerda un poco a la película "La caza", que me gustó mucho. así que va a la lista por si puedo hacerme con él. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tengo que mirar la película porque no sé cual es... Espero que puedas llegar al libro si te llama :)
      Un beso

      Eliminar
  13. Pues aunque me llama el título y bastante, no así su sinopsis. Me da que la pena y sufrimiento van ser protagonistas de la lectura y no estoy por la labor de dejarme arrastrar. Que no, que quiero algo entretenido, sencillo y sobre todo que me levante el ánimo. Recomiendame alguno Marilú... Bssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No se recrea en maldades y sufrimientos pero hace pensar. De todas formas claro, tiene su momento. Vale, pensando en cosas entretenidas, sencilla, alegres (libros de libros) se me ocurre Una lectora nada común (Alan Bennet) o La sociedad literaria del pastel de piel de patata de Guernsey .... un libro muy optimista para mi es Brooklyn Follies (Paul Auster), su mensaje es el de vivir la vida, me encanta. Otro muy entretenido y amoroso que me gustó mucho leer es El lenguaje de las flores (Vanessa Diffenvaugh). ¿Sigo? :)
      Espero haberte servido de ayuda Gema. Un besote!!!

      Eliminar
  14. Una historia muy curiosa que me tienta muchísimo, empezando por el título (estupendo marketing). Leí la reseña de Mientrasleo (sí, ella ;-)) y me intrigó. Ahora leo la tuya y me hace pensar toda la cuestión que aquí se plantea se reduce a dos puntos: el proceso de aprendizaje moral de los niños (ese distinguir entre el bien y el mal) y que la verdad está en los ojos de quién la mira. Me lo llevo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jejejejeje, bueno, me parece que ese punto de arranque de la muerte del niño es impactante y evocador, lo justo para llamar nuestra atención. Claro :)
      Ella, sí, la señora Mientras, ya sabes... terrible. Esos son los dos puntos que destaco Mónica, aunque más que el aprendizaje moral, creo que el niño piensa que es malo porque se lo transmiten así. Es discutible, si lo lees ya verás y sobre todo esa "verdad relativa" da para tertulia...
      Besos

      Eliminar
  15. Si bien tiene un buen fondo, que incluso me atrae, creo que el final, por lo que intuyo, no me va a gustar. Que va a ser decepcionante y flojo. De todas formas no lo descarto del todo. La idea de ver las cosas a través de la mente de un niño "malo", me llama la atención.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Parte de la idea en ele lector de que el niño es malo, terminas por cuestionarlo ¿lo es? No se trata de una gran historia como de ese espíritu reflexivo, no suceden grandes cosas sino interpretaciones de los hechos. Ya me dices si finalmente te animas a leerlo.
      Besos

      Eliminar
  16. Me llamó la atención desde el primer momento en que lo ví. Me gusta lo que nos cuentas, y quiero leerlo. Espero que en breve me pueda hacer con él.
    Muchas gracias por tu reseña!
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No me extraña, han conseguido que no pase desapercibido :) Cuando lo leas lo comentamos, tiene mucha miga el asunto ;)
      Gracias a ti Cristina!
      Besitos!

      Eliminar
  17. Supe hace poco de este libro, e imposible no sentirse impactada por la portada y el título; en especial el título... Me parece una idea muy interesante y perturbadora el conocer la historia desde el punto de vista del niño, así que lo conservo en la lista y sube algunos peldaños ;)

    Besos y feliz inicio de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto, el título impacta, yo miraba ala portada, también porque ese niño ahí desangelado, me producía una mezcla de cosas. Es un libro sobre todo que tiene valor por hacer pensar al que lee, inquieta terminar con tantas preguntas en mente. Espero que ascienda por esa escalerita.
      Besos y feliz semana!

      Eliminar
  18. Había empezado a escribir un comentario y ha desparecido, jejeje. Decía que el título de este libro me llama mucho la atención y que tengo muchas ganas de leerlo. Una amiga me preguntó por él hace unos meses y no pude decirle mucho de él. Ahora comienzo a verlo por los blogs...

    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Blogger y su apetito voraz :)
      Es un libro curioso porque lo lees y aparentemente no sucede gran cosa peor cuando terminas da bastante que pensar Narayani. Es verdad que lleva un tiempecillo en venta pero reseñas he visto solo la de Mientrasleo que recuerde ahora mismo.
      Besitos

      Eliminar
  19. Ya leí la reseña de Mientrasleo, y no me acaba de convencer. De momento, lo dejaré pasar.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si no convence, para qué insistir :) a por otra!
      Besotes!

      Eliminar
  20. Me llama muchísimo la atención. Me fijé en él por el título, que impacta, pero además me suelen gustar los libros adultos narrados por niños y la historia parece bien interesante. A ver si puedo leerlo ^^ Un beso =)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que es un libro que puede decir muchísimo o nada, según lo dispuesto que esté el lector a darle algunas vueltas. Espero que te guste Arila, a mi también me llaman los libros con narradores infantiles.
      Besos

      Eliminar
  21. Me gusta eso de contar más allá de las palabras, ese dejar un algo más para los lectores inteligentes pero ya no me gusta tanto el argumento así que creo que voy a decir que.....no y seguirás queriéndome igual o apretaré el índice contra mi sien.
    Besos de nieta chantajista.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Antes de nada! BAJA ESE DEDO DE LA SIEN ¡AHORA! Negociemos entonces...
      Es un libro que vale más por lo que induce que por lo que cuentan, ese tipo de lecturas me gustan, que no te llame, se puede aceptar, que no lo leas también pero te querré igual ¡sin estos sustos que me das!
      Besitos de abu acojo...
      PD: Norah, por favor, como sigas con estos comentarios mis vecinos me echan del bloque por las risas escandalosas

      Eliminar
  22. Conocí este libro gracias a otro blog literario y se lo regalé a mi mujer para reyes. (Aunque yo también lo leeré después jeje), y leyendo tu reseña, creo que acerté. Parece un libro muy interesante y el título es muy llamativo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Alejandro, creo que es un acierto, me animé a leerlo por el blog de Mientrasleo y como digo, no es solo la historia está bien contada sino que lleva a la reflexión al lector.
      Hace nada pensaba eso de ciertos relatos que ando leyendo ;)
      Un beso

      Eliminar
  23. Madrina este creo que lo tengo apuntado (tendría que ver mi lista que la dejé apartada porque me estaba convirtiendo en apuntadora compulsiva). Me llama la atención el título. Partiendo de esa base ya me siento intrigada pero eso sí te digo, antes tendría que dar salida a todos esos libros que he anotado anteriormente. Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jejejeje, esa compulsión es de familia ahijada mía ;)
      Entiendo que sea también parte esa costumbre la causante de que tenga que esperar. Si lo lees (cuando sea) ya comentaremos, hay mucho a comentar.
      Besos

      Eliminar
  24. No me suelen llamar los libros protagonizados por niños porque normalmente el autor no es capaz de hacernos ver el mundo a través de los ojos de un niño. En este caso, parece que esa premisa se cumple, pero la verdad, no me llama en exceso la atención como para buscarlo.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad que los narradores niños no son fáciles y pueden caer en clichés o no estar muy logrados. De todas formas, si no te seduce nada pues a por otra cosilla :)
      Besos

      Eliminar
  25. Pues era un libro en el que ya me había fijado porque el título es muy llamativo y con lo que has contado me ha picado la curiosidad por descubrir la historia, además me gusta la idea de que te plantee reflexiones
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es sobre todo un libro que digamos, plantea unas situaciones y cuestiona al lector ¿dónde está la maldad? es curioso, un ejemplo de como una novela aparentemente ligera puede detonar muchas cuestiones. Ya verás.
      Un beso

      Eliminar
  26. Pues otro que será carne de tertulia, porque ya sabes que es de los que me llaman la atención :)

    Casi todas las novelas narradas desde el punto de vista de los críos y que nosotros interpretamos ya como adultos lo hacen, pero además me llama la atención esa reflexión que te ha dejado al final. Lo de la maldad, como lo de la creatividad , son temas que siempre me han llamado la atención. ¿Hay algo que viene de serie, hay personas que "nacen" malvadas? ¿La maldad aparece más tarde, cuando te conviertes en recepcionista de hotel? Ejem... :P

    Pues eso, que lo leeré, e intercambiamos impesiones.

    Besines desde los 24! :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que sí. Es de los tuyos, sobre todo por ese punto reflexivo que deja. Es curioso porque aunque narra desde el niño y el que pone los ojos es el lector "adulto" lo terminas viendo un poco desde fuera, me lío, ya lo hablaremos, es carne de tertulia. ¿Serán los recepcionistas de hotel seres malignos que no querían sonajero y ahora no quieren llaves? :P ¡Vaya tela!

      Espero ese intercambio!

      Besitos desde los 22! eh! eh! eh! :)

      Eliminar
  27. Obviamente no se puede pasar por alto ese título, ya lo había visto por ahí y me acordaba de él, aunque aún no me lo he llevado seriamente apuntado, me quedo con lo de que no es una historia desgarradora, no sé por qué pero pensaba que si lo era. Ahora tengo curiosidad.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No lo es (crudo), de hecho, claro, te pone mal cuerpo pensar en ese niño malo y saber qué ha hecho. Espero que seriamente lo apuntes y seriamente lo leas, luego si quieres te ríes ¿eh? tampoco hay que ser tan serios!! :)
      Un besote

      Eliminar
  28. Me llama mucho esta novela. Un niño como personaje siempre me resulta atractivo por la visión que suelen tener del mundo. Sin duda me lo llevo anotado.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy bien Enzo, por supuesto cuando lo leas comentamos, creo que es un libro al que se le puede sacar mucho jugo más por lo que se intuye que por lo que se lee.
      Besitos

      Eliminar
  29. Desde luego título y portada impactan. Pienso como Enzo, cuidado con los niños como personajes principales, siempre traen algo impactante. Me lo llevo. Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, los niños tienen la habilidad de colarse de una u otra forma. Ya veremos que tal os lleváis con Burt ahijada :)
      Un besote

      Eliminar
  30. Menuda pintaza. Directo a mi lista.
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, amor a primera pintaza, que se dice :)
      Un besote

      Eliminar
  31. Pues, hum, había dejado este libro a un lado y me haces pensar... Seguiré pensándomelo, pero tu reseña ya es una orientación. ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A pensar se ha dicho :) es más o menos lo que puedo decir, el mayor valor que le veo a esta obra es su mensaje a valorar, esas ocasiones en que cierras y te haces preguntas, e incluso, antes de abrirlo ¡ya te las estás haciendo! ¿lo leo o no lo leo?
      Besos

      Eliminar
  32. El título y la portada desde luego llaman. Y si además dices que es un libro que te deja pensando...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sobre todo tiene esa cualidad, darle vueltas a Burt y su historia pensar en cómo lo vemos, cada cual.
      Besotes!

      Eliminar
  33. Bueno, me llama, pero no sé cuándo lo leeré. Coincidías varios en eso de que el personaje del niño está logrado, algo que tiene mérito y que no siempre resulta creíble. Y la edición y el título...impecable anzuelo, sí. :-) Un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La edición es genial, el título también, un caramelito con luces de neón (amarillo, por supuesto). Está conseguida la voz, ya sabes, una cosa que no siempre se cumple. Ahora no lo tengo por casa pero lo recuperaré ;)
      Besos

      Eliminar
  34. El título es de los que te impacta. Me llama la atención, a mí es que los libros protagonizados por niños problemáticos me interesan.

    Un beso!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi también, me interesan pero me dan cierto reparo por si no son fieles a la realidad. Con este vas encaminada, verás que la historia se queda con muchas cosas a plantearse.
      Besos

      Eliminar
  35. Me gustó este libro. Esa percepción infantil llevada al extremo que hace que en el libro no se juzgue sino que sea el lector quien vaya opinando. Esa forma tan adecuada de introducir conceptos adultos y esa pregunta que queda flotando sobre la naturaleza de las personas desde la infancia... me encantaron.
    Lo que menos me gustó fue la madre!
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. :) Coincido contigo en la percepción infantil, de alguna manera deja al lector fuera y dentro. Me gustaron los informes psicológicos plasmados de una forma tan... plástica? :) y como sorprende ese "momento" en el que dices, vaya! este hombre ha estado sembrando pistas para que mire a los lados del camino y no al destino.
      Lo de la madre es inconcebible! retirada del carné YA! ;)
      Un besote Ella!!!

      Eliminar
  36. Mmm hombre es que da para reflexionar si los niños pueden tener maldad desde el inicio...El libro ya lo tengo apuntado aunque no recuerdo de donde lo fiché jeje
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues lo vi por casita de Mientrasleo, lo de los niños y la maldad, es un viejo dilema ¿verdad? a ver donde te lleva este Brut a ti.
      Un beso

      Eliminar
  37. Siendo sincera, hasta ahora no ha sido un libro que me llamara especialmente la atención, pero es que comentas sobre la aparente ligereza narrativa frente a la profundidad argumental, hace que suba puntos. Además, la reflexión sobre la maldad innata... es un tema que da mucho de sí. 1beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así me gusta,un erizo con verdades a las púas, auqneu duela ;) cierto es, no te costará entender, ni seguir la trama, lo que se hará difícil es cerrar el libro sin hacerse preguntas. Sin plantearse por un instante nuestra posición "adulta" y la maldad infantil. Tiene fondo, ya verás si finalmente cae en tus redes ;)
      Besitos

      Eliminar
  38. El título es impactante cuanto menos pero no termina de convencerme, de momento no voy a animarme con esta lectura. Quizá más adelante vea este libro con otros ojos.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No hay que imponerse nada, di que sí, si llama, llama y si no pues ¡hay mucho libro! :)
      Gracias por pasarte igualmente Samarkanda
      Un beso

      Eliminar
  39. He alucinado con el título. Me parece un libro interesante por estar escrito desde la mirada de un niño de ocho años. Lo buscaré, a ver si le hago un huequito en "la interminable".
    Besos mil

    ResponderEliminar
  40. Título y portada difíciles de olvidar, pero aunque tenga ese punto de hacernos reflexionar, no sé, no acaba de convencerme.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  41. Éste me llama desde que lo vi en el catálogo! Es de esos libros que te llaman por una cosa algo superflua, como es el título, pero que cada vez que vas sabiendo otras cosas te van atrapando más y más, hasta que se convierten en una prioridad!!jaja A ver si me hago pronto con él:)
    1beso!

    ResponderEliminar
  42. Me llamó mucho la atención el título, a ver si encuentro un ratito para leerlo. Besos

    ResponderEliminar
  43. De los míos, sin duda jejeje
    Lo tenía apuntado ya, tiene muy buena pinta =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  44. Le tengo unas ganas que no te imaginas, muchas, muchas, el tema me interesa mucho. La maldad innata sí, no... la inocencia es inherente a la niñez o a la poca experiencia vital? Muchos temas y un libro que no hay quien encuentre pero en cuanto lo pille lo leo. Un beso :)

    ResponderEliminar
  45. Es un tema que me da cierto respeto, esperaré alguna reseña más para terminar de convencerme,
    besucus

    ResponderEliminar

A comentar!! :)