miércoles, 17 de septiembre de 2014

Johnny cogió su fusil (Dalton Trumbo)

Johnny cogió su fusil (Dalton Trumbo)
Editorial El Aleph
208 páginas

A veces la lectura de una novela encierra su propia historia y esta es la mía.

Tuve que hacer una maleta de última hora porque no hay nada como dejarlo todo para el postrero momento, así, con un acelerado ritmo cardíaco y un exiguo santiamén me instalé frente a las estanterías. Trance que conlleva eternos minutos de disquisiciones metafísicas sobre lo humano y lo divino hecho papel con tapas pero, por una vez, fue disuelta la controversia en segundos por la máxima grabada a fuego para este mes de septiembre: Altamente pendientes. Criterio mental, Johnny cogió su fusil y yo el libro. 

Días más tarde, tras un par de lecturas crudas, después de arrastrarme por todo cuánto es lugar por causa de ese estado hipnótico del drama vivido, me dije, es la hora, de perdidos al río y lo empecé. 

Llegado a este punto de mi experiencia, debo aclarar que mis referencias respecto a esta novela habitaban en el fondo de mi memoria, una lejanía susurrante acerca de la adaptación cinematográfica (y una voz familiar que decía: claro, niña, hay película, menudo drama). 

Otro dato que figuraba en la portada advertía que era un clásico antibelicista de extrema actualidad y por supuesto, recordaba de quién venía la recomendación porque siempre me martiriza a títulos. Tres datos y un destino. Ni asomé a la contraportada, ni quise saber de qué iba y mucho menos leer el prologo (últimamente me los hago epílogos). Con el agravante de que todo el tema bélico no es algo que me dirija al entusiasmo. En ese estado, como digo, me sumergí en la lectura.

Con un lenguaje sencillo y en primera persona un soldado nos cuenta que suena el teléfono, el irritante sonido no cesa y la noticia de la muerte de su padre le espera. Apenas unas páginas para entrar en la vida de Joe y la llegada a esta oración que casi termina con mi sistema respiratorio: 

Nunca había querido oír el punzante repiqueteo de la ametralladora ni el agudo silbido de un obús del 75 cayendo a toda velocidad ni el trueno pausado que seguía a su estallido ni el gemido de un avión ahí arriba ni los aullidos de un tío que trata de explicarle a alguien que tiene una bala atravesada en el estómago y que por el agujero se le está saliendo el desayuno y por qué nadie se detiene y le da una mano solo que nadie puede oírle porque todos están asustados. Al infierno. 

Además de cruento por lo expresado, no constaba ni una sola coma. En un estado de incredulidad por el que volví atrás y adelante observando que, en efecto no  las había, semejante asunto se antojaba algo serio. Solo una buena explicación podía hacerme sentir satisfecha. Por tanto seguí leyendo.

Descubrí que Joe estaba no solo herido, sino en un estado lamentable. Sin extremidades, sordo, ciego y mudo. 
sin extremidades
sordo
ciego
mudo
Espacio
Reflexión

Nos hacemos cargo. 

El narrador de la historia nos relata desde una especie de limbo. Este espacio supone dos cosas, no solo exponer su desgarradora situación sino volver a mejores tiempos, los de sus recuerdos. La opresión de leer sin comas se transforma en un mal necesario y una sensación palpable de donde estaba entrando. 

Soy consciente de que la invitación a leer esta novela supone un alto grado de penar por ella pero yo sigo adelante, al igual que continué con la lectura y a escasas veinte páginas frené. Tenía un sueño atroz y no quería acabar sin toda mi lucidez. 

En este periodo palabras como sobrecogedor, angustia y vida cruzaban fugazmente mi conciencia. 

Dalton Trumbo, su autor, suscribe en dos prólogos, uno fechado en 1959 y otro en 1970, con dos conflictos bélicos de telón de fondo y explica la historia respecto a la publicación y difusión de la novela. De igual modo expone su rechazo a lo que considera una barbarie. El ingente número de jóvenes que alentados bajo ciertas premisas, democracia, patria, valor, etc. dirigieron sus pasos al frente. Su posición es clara y con esta novela quiso dar luz a la parte menos conocida, la de heridos y sueños rotos.

Volviendo a mi lectura, a la mañana siguiente tomé el libro, me armé de café y concluí la novela. Había dos asuntos sobre la mesa, el que menciono respecto a la guerra y el de la vida. Una absoluta indefensión donde planea el sentido de la subsistencia en tales condiciones. 

¿Conoces esa sensación de irrealidad en la que te sumerges para no ahondar en el dolor? Eso hacemos y en situaciones de máxima tensión emocional se recurre a la proximidad del otro, es así, como resolví cerrar esta novela. Uno de los relatos más sobrecogedores que he tenido la tristeza de asistir pero también la alegría de tomar conciencia. Experiencia irrepetible y fervor que no se alcanza a comprender más que haciendo de tripas corazón. 

He deshecho la maleta y aquí termina mi historia.

"¿para quién y qué saco yo de todo esto? Pero cuando viene un tío y te dice ven conmigo y arriesga tu vida y afronta la muerte y la mutilación entonces no tienes derechos. Ni si quiera tienes el derecho de decir sí o no o lo pensaré. Hay muchas leyes que protegen el dinero de la gente hasta en tiempos de guerra pero no hay nada en los libros que diga que la vida de un hombre le pertenece."
Dalton Trumbo (Johnny cogió su fusil)

75 comentarios:

  1. Pues tienes razón, llevas una racha de vivencias intensas y dramáticas que creo que va siendo hora de que te tomes un respiro ;-)) Solo he visto la peli, no he leído la novela. De momento, me quedo solo con tu reseña, qué angustia, por favor. Y cuando digo angustia también me refiero a eso de que no tenga comas, que conste. Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me he llevado a tu antropólogo para que me haga los días algo más alegres ;-) en el fondo me gusta, ese es parte del problema... jejeje, nada, ya camino por otros andurriales. Veré la película peor la temo, porque si el libro es así, no quiero imaginar... en fin, ya que entro, entro. Es angustioso pero también conmovedor, un cántico a la humanidad.
      Un besote

      Eliminar
  2. Es de esas novelas que no llaman mi atención e incluso creo que no llegaría a disfrutar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Disfrutar no sería desde luego, yo me alegro de haberla leído un poco a ciegas por el descubrimiento pero ya se sabe, como gustos... hay muchos :)
      Besos

      Eliminar
  3. Ufff no, sin signos de puntuación no puedo, y la novela no me llama, así que esta vez la dejaré pasar. Biquiños!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A dejarla pasar, lo de los signos es algo que quise advertir porque desconcierta (y asfixia un poco)
      Besos

      Eliminar
  4. Que conste que hace tiempo (años) que la tengo apuntada pero nunca me he decidido. De hecho, yo conoci la novela por la pelicula, que quise empezar a ver por extensas recomendaciones pero nunca he podido. Me angustia, me puede... Quiza finalmente me quede solo con la lectura, aunque no haya pasado de los 10 primeros minutos. Eso si, si despues me dices que vea la peli hasta el final, yo lo hago. Pero tomate un respiro, que vaya racha. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me pasaba igual, la cogí sin querer recordar mucho más porque ya me imaginaba que sería un mazazo de esos, fuertes. La película me da cierto temor por lo que dices, es bastante imaginárselo como para ponerle imágenes. También te digo que en mi caso, suelo pasarlo peor leyendo que viendo películas, excepto con las de terror ;-) La novela no la puedes soltar, vas entrando en sus pensamientos y te quedas, aunque sea difícil, ya te diré como va la experiencia cinéfila y ya ando por otras historias para compensar, jajaja.
      Besos

      Eliminar
  5. Entiendo tu estado de ánimo aunque no he leído la novela y si no la he buscado es porque le temo a su dureza. Vi la película, hace años, muchos y sigo teniendo muy presentes las sensaciones y sentimientos que me produjo. Sé que la novela sería aún más intensa y me cuesta dar ese paso, aunque creo que algún día lo haré.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues gracias por hablar un poco de la película, me confirma lo que me decía mi voz familiar. De hecho ya era motivo de pitorreo ya lo de que no leyera más que dramas... y yo reía, por no llorar, jajaja. La novela para mi es muy intensa, me ha gustado muchísimo pero entiendo que tiene su momento.
      Un beso, Jara

      Eliminar
  6. Ay niña, a mi es que los libros que narran historias bélicas... no, no, no :( Y no por que prefiera ver el mundo de rosa, chocolate y purpurina, sabes que a pesar de mi tendencia al romanticismo no soy tan ingenua, jajaja. La razón es que lo paso mal, pero mal de verdad. Y si además es realista y crudo, seguramente ni duerma bien durante días :P No es necesario pasar por esto si puedo evitarlo, así que comprenderás que lo deje pasar y siga correteando feliz por el Valhalla, jajajaja ;)

    Un besote hermosa!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te veía acercarte a esta novela ni con un palo. Realmente no entra en los conflictos de guerra, sino en las consecuencias humanas, en las personas, bueno, mucho más desgarrador. Lo pasas mala, no te la recomiendo a ti y oye, me parece bien que corras por el Vallahala, no es ingenuidad, hay donde elegir y hay temas que no entran. Así sea, guerrera!!!

      Besotes!!!

      Eliminar
  7. El título me es conocido por algún motivo, no sé si por otra recomendación. El caso es que me quedo con dudas sobre todo por esa ausencia de comas, no sé si disfrutaría de una lectura así
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo de las comas, terminas por adaptarte, no croe que sea el obstáculo principal de esta lectura, lo entiendo porque no dejan de ser los pensamientos del protagonista que fluctúan y en fin, lo acepté :)
      Besos

      Eliminar
  8. Parece un libro muy duro y la verdad es que en estos momentos no me apetece mucho.
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo es, tienes que ir con la coraza puesta y ni aún así te deja indiferente. Cogerlo en el momento adecuado es importante.
      Besos

      Eliminar
  9. Parece uno de esos libros que marcan y te dejan tocada por un buen tiempo; me ha pasado, quizá con mucha frecuencia, y aunque la sensación no es muy grata, la verdad, pues creo que es importante leerlos cada tanto. Me llevo este anotado, a ver si en un futuro próximo me siento preparada para ir por él.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A lo mejor he sido un poco apabulladora con la reseña pero me parecía importante recalcar que es un libro del que no sales impasible, empiezas y no puedes parar y es un golpe, duro, porque terminas sintiéndote como el protagonista, algo encerrada. Conseguir esto literariamente me parece algo fantástico pero hay que desear pasar por ello :)
      Un beso

      Eliminar
  10. Creo que me sería realmente difícil y duro leer esta novela así que me quedo con la película.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La película según comentan es igualmente dura pero bueno, cada cuál se conoce, yo pretendo verla, cuando encuentre ánimos de reserva ;-)
      Un beso

      Eliminar
  11. Aparte de reseñar el libro te reseñas a ti misma, sensaciones, experiencias, estados de ánimo, más que un libro parece un espejo aunque de eso se trata, de armarse de valor y mirar, tomando cierta distancia para más tarde hacerlo de más cerca.Conozco la película de oídas, del libro no tenía constancia, me lo apunto. Un beso :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un libro que no cuenta nada que desconozcas, es sensación, no poder dejar de leer, sentirse angustiado, tener esperanza, perderla. acompañar... De los que terminas y dices: quiero otro aunque haya dolido (y encima hay poco más del autor). Es de esas reseñas que no sabes por donde sacar y salen así, tal cual, desahogando más que otra cosa aunque no quieras mostrar.
      Un beso :)

      Eliminar
  12. Uy...no creo que vaya a disfrutar con esta lectura madri, así que me porto mal y la dejo pasar... Un besín!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pórtate bien y vete tranquila, aquí se coge lo que interesa ahijada :)
      Besos

      Eliminar
  13. Hace años que anda por mi lista de pendientes, aunque estoy esperando un momento adecuado para leerlo.
    Besos:)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estaba igual, ya verás cunado lo leas, es de los que no dejan impasible. Creo que un momento adecuado es importante :)
      Besos

      Eliminar
  14. Una historia bestialmente dramática. Yo he visto la película, también me impactó muchísimo y creo que el motivo principal es por ver la indefensión en la que estamos ante una situación tan cruel, en la que no te dejan elegir si quieres o no participar.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Genera mucha impotencia, tanto la situación del soldado como la creencia en que no tienen opciones para escoger ir a al guerra. Afecta por las reflexiones a las que induce, bastante crueles y por sus parte humana, cuando recuerda quien fue, tremendo. Es devastador. Estamos de acuerdo. La película será lo siguiente.
      Besos

      Eliminar
  15. No creo que sea una lectura adecuada para mí. No me gustan los temas tan duros. No me la levo esta vez. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es duro, así que entiendo que no te la lleves.
      Besos

      Eliminar
  16. De Dalton Trumbo conozco su trabajo como guionista y lo mal que lo pasó durante la caza de brujas maccarthyana, pero aún no he leído nada suyo, a pesar de esta recomendación perenne. Sé que este libro me gustará, pero sé que tengo que leerlo en el momento adecuado... Y no sé por qué pero ahora mismo el cuerpo me pide frivolidades. 1beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esto es todo menos frivolidad, yo tengo curiosidad por otro de sus libros (Eclipse) y para mi ha sido un recién conocido. También te digo que me alegro de no haber ido con nada en mente, ha sido intenso e inolvidable.
      Besos

      Eliminar
  17. No termina de llamarme la atención.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues nada, a este mejor no acercarse si no es con ganas.
      Besos

      Eliminar
  18. No sé si coger el libro, a ver si después de su lectura el fusil lo cojo yo, está claro que es de necesaria lectura, me gusta lo que cuentas, pero creo que necesita un estado mental concreto que no suelo tener fácilmente. Y lo de las comas, no sé si yo podría justificarlo, me mataba eso en Saramago, creo que aquí podría pasarme lo mismo. Un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jjajajaj, no genera rabia, yo creo que a ti te removería de pies a cabeza, de los que te rebulles mientras lees. Yo también creo que es de lectura necesaria, solo que entiendo el coste que suponen y el momento que requiere. No es tanto justificar, como terminar por no tenerlo en cuenta, es el divagar de este hombre, con esta situación, un pensamiento tras otro... ya me dirás si en algún momento lo lees :)
      Besotes

      Eliminar
  19. Si lo he pasado mal ya leyendo tu reseña... Ays, pero como soy masoquista para las lecturas, seguro que termino leyendo este libro. Que tengo que admitir que sabía de la peli, pero no que estaba basada en un libro...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pies eso me pasa a mi, que soy un bastante masoquista para las lecturas. Está basado en el libro y no quiero imaginar la peli (aunque la terminaré viendo).
      Besotes!!!

      Eliminar
  20. Una entrada... no sé como definirla ¿espejo? ¿transparente?... Bueno, mejor no la defino :)
    Johnny cogió su fusil es de esos libros por los que das gracias por tener un blog, es una lectura que provoca sensaciones que tienes que compartir, aunque sólo se muestre la punta del iceberg. Estremecedor. A mí, en su momento, me hizo llorar hacia dentro, creo que lo leí acurrucada, encogida y aunque lo leí del tirón, cada cierto tiempo cogia aire, porque creo que se me olvidaba respirar, y miraba hacia fuera del libro, como buscando un lugar en el que apoyarme.
    Un libro que aunque sea doloroso, muy doloroso, es necesario. Sí, tomar conciencia como dices, mazazos necesarios. Y al fin y al cabo ¿no es mejor que estos mazazos te los de una lectura a que te los de la vida?.
    La película, bueno pues ya sabes, un peliculón también... y la música.
    Besos y gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No hay mucho que contar en sí, no me parece que tenga un argumento formal, sino esa opresiva forma de transmitir lo que vive Joe, va estrechando el nudo y sí, vas rebulléndote en el sofá porque no sabes como vas a salir de esta.
      No se le hace justicia al libro en la reseña, da mucho para lo poco que luego eres capaz de expresar, al menos para mi ha sido así. También creo que lo cuentas por disolver un poco la angustia, el blog tiene utilidad en ese sentido, desde luego.
      La vida tiene otros mazazos, que también duelen y el libro casi que te hace sentir que todo es relativo, para eso también sirve. Yo estoy abonada al dolor literario no es algo que me quite el sueño (bueno, quizás un poco), ni de lo que huya, ya sabes.
      Veré pelí y disfrutaré de la música. Gracias a ti.
      Besos!

      Eliminar
  21. Pues debo reconocer que desconocía la existencia del libro. La peli si (pero tampoco la he visto), Si hay que envolverse de irrealidad para no sentir el dolor, creo que lo dejaré pasar. No me apetece ahora mismo algo tan duro.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es duro pero se puede sobrellevar, a mi me encanta pero entiendo que no aptezca.
      Besos

      Eliminar
  22. Hola!!! la verdad es que conocia la pelicula, pero ni idea del libro, pero creo que no es el mejor momento para leer esta novela, la dejare para mas adelante.
    Por cierto, acabo de descubrir tu blog, y ya me quedo por aqui, asi que tienes un seguidor nuevo
    Te invito a visitar mi blog y a seguirme si te gusta
    Un saludo, nos leemos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jaime! Sí, entiendo que no es una lectura para cualquier estado de ánimo.
      Gracias por pasarte, me paso por el tuyo, bien venido a la blogosfera.
      Un saludo :)

      Eliminar
  23. Uah. Qué duro. Tampoco el género bélico es el mio pero estoy saluendo un poquito de mi zona de confort con bastante byen resultado aunque creo que esta nivela que nos traesces excesiva para mi. Lo pensare de todos modos.
    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estamos empatadas en el tema bélico, hago excepciones y leo cosas pero me no es lo más frecuente, de ningún conflicto además. Este no se centra en la lucha, sino en la vida de este soldado, me parece un libro fantástico aunque te lo haga pasar regular.
      Besos

      Eliminar
    2. Estamos empatadas en el tema bélico, hago excepciones y leo cosas pero me no es lo más frecuente, de ningún conflicto además. Este no se centra en la lucha, sino en la vida de este soldado, me parece un libro fantástico aunque te lo haga pasar regular.
      Besos

      Eliminar
  24. Pues ya lo siento por Johny y todo lo que representa pero con guerra y sin comas para respirar creo que ni lo intento. Ya me imagino lo duro que tiene que ser y todavía quiero quitarme de la cabeza el vídeo del periodista y el verdugo en el desierto que vi hace unos días y que no hay manera de olvidar y eso que no ponen la parte final. Bueno. Asignatura más que aprobada para mí y libro que seguramente no vaya a leer nunca ni ver la película, eso menos todavía.
    Besotes abu.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No lo sientas, Johnny se hace cargo del fusil y yo de la propuesta. Me parece duro no solo por lo que cuenta sino por cómo te va metiendo en la historia y te hace pensar y no soltar el libro. Los telediarios están llenos de desgracias, así nos va. Estás aprobada, puedes marchar tranquila, todo sea pasar malos ratos sin querer hacerlo, pues no.
      Besotes nieta!!!

      Eliminar
  25. Menudo párrafo final, certero como un estilete afilado.

    Estupenda reseña, me has atrapado leyéndola. Como tú vi la película hace mucho, todo un clásico, película de culto del pacifismo, sin embargo nunca me plantee leer la novela. Tiene lógica esa falta de comas y esa manera de escribir cuando se describe el horror desde el mismo horror.

    Felicidades.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es tremendo el párrafo y certero, tú lo has dicho. Da en el blanco en más de una ocasión.

      La falta de coma la acepté como un medio de asfixiar al lector y por eso caso que supone asistir simplemente a ese maremágnum de pensamientos que nos transmiten. De todas formas, eso casi fue un entrenamiento para mi cabeza con el uso de pausas. La película la tengo que ver!! Desde luego, la novela merece la pena. Muchas gracias, U-topía ;-)

      Un abrazo!

      Eliminar
  26. Menuda reseña. No quiero ni pensar cómo será el libro.
    Me lo apunto para cuando esté con el ánimo necesario para adentrarse en esta historia.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El libro es uno de esos que te hace pasarlo mal peor que agradeces descubrir, por lo menos yo. Escoger el momento siempre influye, espero que des con el suyo ;-)
      Un beso

      Eliminar
  27. Qué intensa lectura y qué intensa reseña!!No sé si me animaré pero con la peli quizá si.
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si ves la peli ya me cuentas, yo también daré el paso :)
      Besos

      Eliminar
  28. No, no, no; esto no es para mí. La película ya me dejó llena de angustias y los libros siempre son más realistas. Nada, nada; lo dicho, este no es para mí. Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué claridad, Marisa! Imagino que viendo la peli te haces idea aunque yo no dejaré de dar el salto a la pantalla.
      Besos

      Eliminar
  29. Vi la película hace muchísimo tiempo y me impresionó. Conviene recordar tener presentes siempres algunos mensajes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Será mi siguiente paso, aunque pasado algo de tiempo. Yo también creo que conviene no dejar atrás ciertas cosas, hay mensajes que no se deben borrar.
      Besos

      Eliminar
    2. Será mi siguiente paso, aunque pasado algo de tiempo. Yo también creo que conviene no dejar atrás ciertas cosas, hay mensajes que no se deben borrar.
      Besos

      Eliminar
  30. Pobre Joe, está para el arrastre y aún así intenta contarnos lo ocurrido. No me extraña que el hombre eludiera las comas, hay prioridades y casos de extraordinaria urgencia y riesgo.
    No lo leeré, no tengo cuerpo. Pero me gusta saber de la novela y quiero pensar que nuestro Joe descansa ahora en un limbo más sereno.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Joe, además de hacer el esfuerzo y ofrecernos este favor, la verdad es que no estaba para comas. Y me quedo con esa idea, que descanse en un lugar mejor, ese espacio entre vivos o no resulta devastador para todos. Con hacerte a la idea seguro que llega, el mensaje pacifista me consta que lo llevas de serie.
      Un beso

      Eliminar
  31. Suena duro D:

    Me lo apuntaré, aunque dudo leerlo. Pero siempre es bueno tener algo diferente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es duro, la verdad es que sí. Hay que tener ganas peor también está bien, al menos conocer :)
      Un saludo

      Eliminar
  32. Lo suficientemente duro como para que sea incapaz de leerlo :( . Esta vez lo dejo pasar, un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Kabu ya, quizás si lo hubiera pensado mucho lo seguiría posponiendo pero me ha parecido un libro estupendo (al que hay que ir con ganas, sí)
      Besos!

      Eliminar
  33. No me suele interesar mucho el tema bélico y parece una novela muy dura, pero no la descarto. Cuando tenga el estado mental adecuado para ponerme con una novela así, la tendré en cuenta.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es lo principal lo bélico pero hay que ir preparada para un zarandeo, eso sí.
      Besos

      Eliminar
  34. Se publicó dos días después de que Alemania invadiera Polonia. Imagina, este soldado contando en primera persona su desesperación ante los horrores que le habían provocado estar incomunicado. Evidentemente estuvo en la lista negra, pronto asoma ese lado pacifista lleno de advertencias. Una pena que sigan viniendo bien
    El libro es un torrente de pensamientos, los ratos de lucidez se atropellan en párrafos que llegan al alma del lector, sin comas, pero sin dificultad alguna para leerse.
    Me pareció un libro fascinante de una forma un tanto deprimente, una lectura necesaria sino imprescindible por todo lo que desarrolla: la confusión, la paciencia, la realidad, los recuerdos...
    Tremendo, de verdad
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué decir! aplaudiendo y entusiasta de tu comentario porque así fue y así es el libro un torrente de pensamientos, los ratos de lucidez se atropellan en párrafos que llegan al alma del lector, sin comas, pero sin dificultad alguna para leerse me lo podías haber chivado para hacer la reseña, esa frase lo resume todo.
      Es una lectura necesaria, imprescindible, diría que sí pero con ese coste que tiene recomendarla no es para todo el mundo, más que nada porque luego no te lo tiren a a lac cabeza por el mal rato (no de lectura, sino de angustia).
      Impresionante
      Besos!!!

      Eliminar
  35. Llevo detrás de leerlo un montón de tiempo, le tengo muchas ganas!

    Besotes

    ResponderEliminar
  36. Sabía de la película, aunque nunca la he visto. Me comentaron lo mismo que a ti.
    No me había planteado leer el libro. A ver si lo consigo, aunque no sé si podré terminarlo.
    Si ya es dura la adaptación, cuanto más entre letras.
    Besos y gracias por la reseña.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La película me da cierto reparo pero quiero verla. Una vez que empozas casi no lo puedes soltar, no lo puedes dejar sin saber como acaba todo. A mi las novelas suelen impactarme por los detalles e imagino que porque lo tengo más en mente, no sé.
      Un beso, Nesa!

      Eliminar
  37. Me suena el título, aunque no acabo de recordar de qué. La verdad es que me ha parecido muy interesante todo lo que has contado, parece que ofrece una perspectiva dura, pero original.
    Me lo llevo anotado:)
    1beso!

    ResponderEliminar

A comentar!! :)